jueves, 22 de junio de 2017

DOS AÑOS EN LA LLANURA

             Resultado de imagen de JUICIO DE OSIRIS

Ya van dos añitos desde que empecé con el blog. Los antiguos egipcios creían que después de la muerte su espíritu se las tendría que ver con el tribunal de Osiris. Hasta allí era conducido por Anubis, el de la cabeza como el perrito procurador que antes se ponía en la bandeja trasera del coche, hablo de modelos tipo Seat 124 y así, no las pijerías crossover de ahora. Pues eso, que el espíritu era llevado a la presencia de Osiris y sometido a un cuestionario personal. Por si se le ocurría mentir, se colocaba su corazón en una balanza y el dios Tot iba tomando nota de cada respuesta. Si mentía, la balanza se desequilibraba y el Ammit, un bicho con cabeza cocodrilo, piernas de hipopótamo y cuerpo de león lo engullía sin pan ni sal y se acabó lo que se daba, ni inmortalidad ni vida ultraterrenal. Perdón si hay algún egiptólogo por los detalles que me he saltado o he escrito mal. Esta introducción viene porque después de dos años, no era mala idea someter mi corazón bloguero a similar interrogatorio. No tengo ningún monstruo a mano, salvo los de las noticias, ya sabéis: pirómanos, fanáticos religiosos, etc. Pero si las ventajas de vivir algunas horas a la semana en la blogosfera no pesaran más que los inconvenientes, me temo que perdería el juicio y Osiris me mandaría con mis lecturas y demás a cualquier rastrojo. Y es que después de dos años, he acumulado buenos argumentos a favor y algunos —pocos—en contra.

Empecemos con lo malo. La falta de tiempo. Literalmente, hay semanas que estoy desbordado. Tengo dos niños pequeños, ya lo sabéis, aparte del trabajo. En este rato que escribo el post el chiquitín ha quitado el tapón de la piscina y ha empantanado el patio. Mi mujer está que trina, así que después de este párrafo vendrá una pausa. 

¿Tantas y tan buenas sugerencias lectoras no os provocan ansiedad? Este síndrome, el del bloguero literario, es conocido por los médicos. El bolsillo también se ve afectado y eso que, por la experiencia de la crisis, que ha triturado a mi familia, me he transformado en un superviviente. Bibliotecas, mercadillos, son mi hábitat. 

Como conclusión, hay temporadas en las cuales me saturo y apenas logro publicar un post cada tres semanas. También mi seguimiento de otros blogs se resiente. La sensación de escribir y no saber si te leen y las puñeteras estadísticas de blogger, con sus ficticios internautas rusos, son otros síntomas habituales. Así que vamos con lo bueno.   

Lo primero es haber conocido a gente con la que comparto afición lectora y escritora. Después de un tiempo me resultan extrañamente familiares, a pesar de no conocerlas en persona (con una excepción), incluso de algunos sin saber siquiera su nombre real (aquí juegan con ventaja porque ellos si conocen el mío, tengo tan poca sal que ni se me ocurrió un alias). De esta relación nace un sentimiento de aprecio y respeto. De cierta amistad, en suma. Y aunque es extraño, para mí, que soy sensible y poco habilidoso socialmente, resulta conmovedor. Me ha pasado ya dos veces, perder el contacto con algún bloguero, por razones desconocidas y sentir desazón, hacerme preguntas del tipo, ¿por qué se habrá esfumado así? ¿Estará enfermo? ¿Se habrá hartado? ¿Lo acosaba algún troll y se ha visto obligado a echar el cierre? Por favor, si deciden cortarse la coleta, despídanse.

He crecido como lector, no hay duda. Ya no es cuestión solo de cantidad, que sí, luce mucho decir que he doblado e incluso triplicado el número de lecturas desde que tengo el blog. Es que hay autores y títulos a los que nunca me habría acercado por mí mismo. De estas lecturas saco bastante provecho, por cuanto puedo contrastar opiniones, recibir comentarios, investigar para escribir una reseña, pensar en lo que leo e incluso, atreverme con monográficos. ¿Cómo si no habría podido afrontar una relectura de El Quijote?

Mis reseñas creo que han ido mejorando. Aunque enseguida cualquier lector verá que no soy un especialista y que resbalo en ciertos temas, al menos espero que si pueda identificar el apasionamiento. Cuando leo tengo la sensación de que efectivamente estoy viviendo una experiencia, igualable a muchas reales (mejores) que he tenido. La literatura me ha enseñado tanto sobre las personas como la experiencia. La semana pasada resonaba en mi cabeza La muerte de Ivan Ilich, precisamente en un contexto similar y su recuerdo me ayudó a encauzar mis sentimientos. Era por citar un ejemplo.

Mostrando IMG_20170621_221615.jpg
Aquí están algunos ejemplares de "Domicilio desconocido"
Y en cuanto a esta faceta de aficionado a la escritura recuperada en los últimos años, también se ha visto beneficiada, porque se aprende leyendo y escribiendo con sentido crítico. Llegado a este punto viene mi humilde obsequio a los amigos que frecuentan la llanura. Hace un par de meses quedé segundo en el VII Certamen Internacional de Novela Corta Giralda, que organiza la asociación Itimad de Sevilla. Es algo amateur, que nadie se asuste. No voy a contribuir al saturado mercado editorial de momento. Pero el caso es que me enviaron una caja de libros y mi idea es regalárselos a quién lo demande, teniendo preferencia los seguidores del blog. Está el primer premio, el mío y el premio local en un único volumen. Mi novelita (apenas 70 páginas) no es nada del otro mundo. Releyéndola, ya editada, le he visto las costuras (es lo que tiene ser más lector que escritor). Pero en fin, igual que cuando uno va a la audición del conservatorio de su hijo y no le exige que sea Beethoven, pues espero que seáis comprensivos conmigo. Es un regalo que me hace mucha ilusión repartir aquí. Quién esté interesado tan solo tiene que enviarme una dirección de envío en el formulario de la derecha, garantizo la protección de datos. Sin coste alguno tendrás un ejemplar en casa en pocos días y si quieres, aunque esto me cuesta horrores, te lo dedico. Si por casualidad se acaban los ejemplares físicos te lo puedo enviar por email en PDF o EPUB. Y nada, solo me queda despedirme con un fragmento de Domicilio desconocido, ya veis que no me quemé los sesos con el título (soy un comercial nefasto, lo sé). Espero que sigamos por la llanura al menos dos años más. 

Necesitaba apagar el recuerdo de la voz de Nieves, que se había enquistado en mi cabeza y los pensamientos obsesivos que me zarandeaban. Esquivando a los conocidos, caminando furiosamente, me sorprendí un par de veces deletreando su nombre: N-i-e-v-e-s, casi un suspiro, casi una bala saliendo de mi garganta…

42 comentarios:

  1. Gerardo, Enhorabuena por el premio. Ya he rellenado el formulario, y que decir tiene que me haría mucha ilusión tener un ejemplar, dentro de un mes justo me caen sesenta añitos, con lo que me esta demás decirte que como regalo de cumpleaños me lo podrías dedicar, aclararte que me considero una persona poco consumista ( si eso puede ser teniendo en cuenta donde vivimos)pero en cuanto a los libros que te voy a contar... Bueno que me enrollo en demasía, ya te lo he dicho en alguna ocasión que me gusta tu blog, tus escritos, y gracias a tus reseñas he conocido autores y libros que ni sabía que existían.
    De nuevo gracias y un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Pura. Descuida que antes de tu cumpleaños tienes ese ejemplar. Haré un primer envío la semana que viene, por correo postal. Te agradezco tu interés.
      Un abrazo.

      Eliminar
    2. Gracias a tí, mandalo contra reembolso( si es que eso existe aún) que para mi no supone nada y a tí si mandas muchos se te pone en un pico.
      Un abrazo

      Eliminar
  2. Hola Gerardo no imaginas lo identificada que me he sentido con la falta de tiempo y ese no llegar a casi nada tampoco en el mundo blogero pero intento no obsersionarme y si no puedo publicar cada 15 dias (últimamente no lo he hecho ningún mes) publico en tres semanas, que no puedo en un mes... quiero seguir disfrutando del blog sin estrés y disculparme con todos vosotros porque a veces no llego a todas las entradas que se publican pero hago lo que puedo y veo que a ti te pasa lo mismo.
    Muchas felicidades por esos dos años del blog y por todos esos aprendizajes y ese disfrute de nuevas lecturas y nuevas compañias blogueras, porque lo cierto es que en este mundo se conoce gente estupenda con la que compartes muchas afinidades.
    Y otras felicidades por ese segundo premio, mis aplausos más entusiastas, bien hecho y sí puede ser sí que me gustaría tener un ejemplar firmado, claro que sí compañero.
    Un beso enorme y a disfrutar de las letras.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Supongo que la clave es esa: no obsesionarse y tomarlo como una actividad con la que se aprende, interactua, etc. No es de extrañar que tengamos estas coincidencias, la mayoría compartimos intereses y de alguna forma, somos parecidos. Tendrás tu ejemplar la semana que viene, mientras iré pensando ambas dedicatorias...
      Un abrazo.

      Eliminar
    2. Muchísimas gracias Gerardo por el envio, ya lo tengo en casa y me ha hecho una ilusión bárbara.
      Mira me ha dado por pensar que a pesar de ser ahora lectora de ebook, la emoción que siento por un libro en papel es mucho mayor, así que encima imagino que cuando uno ve un escrito suyo publicado ha de ser espectacular. Muchísimas gracias, en cuanto lo lea te comento.
      Un beso

      Eliminar
    3. La verdad es que sí. Al principio me daba un poco igual, pero luego al verlo, por poquita cosa que sea...Espero que te guste, hazme saber qué te parece, sí. Por si en un futuro puedo darle una vuelta y mejorarlo.
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Enhorabuena por ese premio! Y ahora mismo rellenaré ese formulario, que me has dejado con la curiosidad por leerte. Y enhorabuena por esos dos años! Y que sean muchos más, aunque sea a ratos. Que no siempre se tiene el mismo tiempo. Y más con dos niños! El hobby no es ninguna obligación, es un sitio de recreo y tiene que seguir siendo así. Un sitio en el que hacemos amigos, como bien dices. A los que echamos de menos cuando desaparecen sin avisar.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Supongo que la clave es sacar provecho a esos ratos muertos, que al cabo de la semana, si los sumas, dan bastantes.
      Un abrazo, Margari. Nos seguimos leyendo.

      Eliminar
  4. Leo tu publicación con una sonrisa en la cara, Gerardo. Me parece entrañable cómo describes tus experiencias blogueras, eso de preocuparte por la desaparición repentina de algún bloguero que deja de publicar demuestra lo buena gente que eres, de verdad.
    Adentrarse en este mundo de los blogs creo que reporta muchas satisfacciones en las que se cuela el agobio de vez en cuando, pero creo que el resultado final es muy positivo.
    Me encantaría tener un ejemplar de tu mini-novela (qué calladito te lo tenías), porque te he ido leyendo a lo largo de estos dos años (estoy echando cuentas y creo que te conozco casi desde el principio) y todo me ha gustado. Lamento añadirte un agobio más, pero también me gustaría que me la dedicaras, lo siento. No soy de dedicatorias pero cuando conozco al autor del libro y tengo un vínculo especial, entonces sí. Si llego tarde, entonces que sea el PDF pero dedicado también. Mil perdones ;)
    Enhorabuena por esos dos años, y... que cuuuumplas muuuchos máaaaas.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón, eres de las primeras blogueras que conocí. La semana que viene hago el envío, en papel. De momento quedan ejemplares y me voy pensando la dedicatoria. Con lo tímido que soy esto me va a costar más trabajo que la novela en sí.
      Un abrazo.

      Eliminar
  5. Enhorabuena, Gerardo. Es curioso que además de dedicarle tiempo al blog, todavía leamos más que antes y tú, además, escribes.
    Yo tampoco tuve la ocurrencia de inventar un alias y, como tú, soy conocida en toda la blogosfera por mi nombre y dos apellidos.
    Por supuesto que me gustaría tener ese libro en que aparece tu novela (¡¡y dedicado como Kirke!!). Te dejo mi dirección, pero entiendo que es mucho lío y trabajo, por ello, y como leo mayoritariamente en digital, no me importa que lo mandes en epub. Te dejo ambas direcciones. Haz lo que te sea más sencillo.
    Un beso y muchísimas gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre digo que teniendo el cuento disponible lo que consigo sacar vale poco menos que petróleo. Palos a gusto no duelen, supongo. Aunque hay días o temporadas en las que no doy más de sí.
      De momento te lo envío en papel, que tengo ejemplares y me hace ilusión.
      Un abrazo.

      Eliminar
    2. Pues a mí muchísima. Gracias, amigo.

      Eliminar
  6. Enhorabuena por el premio, Gerardo. Por supuesto que me encantaría tener el libro en el que se incluye tu novela.
    Suscribo todo lo que dices en tu entrada. El factor tiempo lo estoy viviendo ahora en propias carnes. Recientemente he comenzado a trabajar (¡¡por fin!!) con un horario poco compatible con cualquier otra actividad, además, y apenas tengo tiempo para leer, no digamos ya para reseñar, visitar los blogs amigos, etc. Mi más profunda admiración para los que además tenéis niños.
    Es cierto también que se lee más y mejor, porque nos descubrimos nuevos horizontes lectores unos a otros y también porque el hecho de reseñar hace que la lectura sea más reflexiva. Y sí, yo también sufro ese ansia por todo lo que quisiera leer y no puedo.
    Por último, es cierto que, sin conocernos y apenas saber de nuestras vidas, hay gente a la que se siente muy cercana y se le toma cariño.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que todo te vaya bien en lo laboral después de una larga sequí, Lorena. Como "experto" en gestionar el tiempo, todo es cuestión de organizarse y sobre todo, tener el móvil y la televisión a buen recaudo, jaja. La semana que viene me pongo con los envíos.
      Un abrazo.

      Eliminar
  7. Feliz aniversario, Gerardo. Tu blog es un rinconcito muy especial donde se encuentra siempre buena literatura, no solo por los libros que reseñas sino también cuando nos regalas con escritos propios. Y enhorabuena por tu premio estoy deseando leer tu novelita. Ahora relleno el formulario.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Ana. El gusto es mutuo, se aprende leyendo a otros compañeros escritores, claro que sí. Espero que te guste mi pequeña incursión en el mundo de las letras.
      Un abrazo.

      Eliminar
    2. Ayer me llegó tu libro y no paré hasta leerme tu novela. Me encantó. No me extraña que fuera galardonada. No sólo está bien escrita sino que la historia es preciosa, la trama está muy bien trabada y se disfruta desde la primera línea. Te felicito de corazón. Un abrazo

      Eliminar
    3. ¡Ah! Y muchísimas gracias por el libro

      Eliminar
    4. Te he respondido, creo que por email. Me he hecho un lío con Google, jaja. Lo dicho, que agradezco un montón tus amables palabras. Aunque uno escriba para sí, cuando expone su trabajo siempre espera, lo diga o no, alguna palmada en el hombro.
      Un abrazo.

      Eliminar
  8. Yo tuve mis altibajos en el mundo blogger, pero desde hace unos meses le pillé el gusto y ahora no puedo parar. Es fantástico todo lo positivo que ofrece el poder compartir tu visión y opiniones sobre un tema en en espacio personal y hacer amigos virtuales que a mí me han aportado más que muchos de los "reales".
    Es verdad que hace falta tiempo y que en ocasiones el ánimo decae, pero no hay que desistir. Espero que esos dos años se conviertan en tres, en cuatro, en cinco... y los que vengan.
    Por cierto, te recomiendo páginas como Clikcy o Histats (gratuitas) a través de las cuales puedes conocer las estadísticas reales del blog, sin spam ni molestos "ficticios internautas rusos" (me ha encantado esa frase).
    Enhorabuena por el premio.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad que aporta mucho, aunque también desgasta. La clave supongo que está en encontrar la justa medida. No sé los años que vendrán después; como los políticos, soy cortoplacista, jeje.
      Gracias por tus recomendaciones, les echaré un vistazo y así me libro de los servidores rusos.
      Un abrazo.

      Eliminar
  9. Hola, Gerardo, felicidades por ese premio. Me encantaría leer la novela y, como no quiero molestarte mucho, me basta en pdf o epub. Sería todo un placer poder leerla. Comprendo que ahora quieras modificar cosas; siempre nos pasa con lo anterior.
    Cómo entiendo ese agobio por la falta de tiempo. Yo lo tuve hasta que un día me paré y me pregunté cuál era mi objetivo, si ser bloguera por ser bloguera, o ser narradora y mejorar en fotografía. Me di cuenta de que era esto último. No voy a sacar negocio como bloguera, entonces, para qué agobiarme e intentar tocar muchos palos: relatos, fotos, críticas literarias, artículos, filosofía,... No puedo; trabajo durante el día y preparar clases y corregir me lleva mucho tiempo. Me deshice de lastres mentales y desde entonces uso el blog como instrumento de transmisión nada más. Como quiero hacer las cosas con calma, escribir y revisar mis relatos muchas veces antes de presentarlo a los demás, y seguir mejorando en fotografía, he tenido que priorizar intereses y concentrarme en estas actividades. Ya no escribo reseñas ni artículos y sí lo que más quiero y me llena.
    Bueno, Gerardo, te deseo que se te estire el tiempo y que sigas aprendiendo y conociendo a gente interesante.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te entiendo perfectamente. Yo suelo abarcar mucho, demasiado. Y sigo ciertos ciclos, sin ninguna lógica aparente. A veces escribo mucho, otras leo con voracidad. Es lo que me pide el cuerpo. Soy también muy aficionado a la música y hay temporadas que mi tiempo libre lo centro en eso. Si ahora la fotografía (afición que sí, también comparto contigo, pero de forma esporádica) y la literatura son tus prioridades, adelante. Por experiencia sé que cuando te marcas un objetivo y te centras, el avance espectacular. Hace unos meses tuve algún síntoma de cansancio y entonces me tracé unas directrices muy sencillas, incluso las anoté. Ahora me limito a disfrutar y me dejo llevar. Como escuché precisamente al filósofo Jesús Mosterín, hace poco, lo que nos gusta casi siempre es lo que nos conviene.
      Te enviaré el libro en epub o pdf en cuanto pueda.
      Un abrazo.

      Eliminar
  10. Hola Gerardo, en mi caso también uso el blog como una forma de diversión. Ya queda lejos aquella producción cuasi industrial de 8 entradas al mes. El día a día me ha puesto en su sitio y ahora con 2, a lo sumo 3, este humilde bloguero se da con un canto en los dientes,... pero tengo que reconocer que esto de mantener una pequeña comunidad de conocidos virtuales que te leen y a los que lees ha influido en mi. En todo esto de la red debe ser como cada uno quiere que sea. En todo caso te felicito por tus premios. Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego, la clave está en encontrar el justo término y disfrutar de las cosas buenas que tiene la blogosfera minimizando las menos buenos. No descubro la pólvora con lo que acabo de decir, pero aún con matices, es lo que es.
      Gracias por tus felicitaciones.
      Un abrazo.

      Eliminar
  11. ¡Mi mas sincera felicitación, Gerardo! Me alegro mucho de haber llegado a tu llanura y encontrarte. Aunque no te lo haya dicho nunca, he seguido alguna de tus recomendaciones respecto a novelas.
    Por supuesto que quiero un ejemplar (me basta el PDF a mi correo electrónico que figura en mi perfil de Google+, Gerardo, ¿se puede dedicar también? si es que sí, así lo quiero).
    Respecto al post, decirte que desconocía que médicamente existe el síndrome del bloguero literario, y por otra parte, que te das a conocer un poquito más de tu sensibilidad hablando de eso que se te pasa por la cabeza cuando pierdes la pista a alguno de tus blogueros. A mí también me pasa...¡qué bueno saber que a otros también les pasan estas cosas!

    Pero insisto, felicidades por tu segundo premio y mil gracias por la posibilidad de hacérnoslo llegar.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Chelo. Eso está hecho. Más complicada será la dedicatoria por mis limitados conocimientos informáticos. Es natural que compartamos sensibilidades, como el dicho "Dios los cría y ellos se juntan", pues tal cual.
      Un abrazo.

      Eliminar
  12. Enhorabuena Gerardo.

    La primera clave para que uno disfrute de un blog es que seas absolutamente LIBRE.

    Y,la segunda e íntimamente realacionada con la anterior, es que bajo ningún concepto permitas que se te convierta en una obligación.

    Si esto ocurre, ciérralo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Jesús.
      De momento es así, llevo este espacio sin ninguna obligación por mi parte. Disfruto leyendo, escribiendo y moviéndome por la blogosfera, donde aprendo cada día. Por el momento, este combustible en más que suficiente.

      Un abrazo.

      Eliminar
  13. Enhorabuena, Gerardo, por el premio y por el "cumpleblog". Es curioso comprobar como el blog va adquiriendo viva propia, un contorno definido en el que te vas sintiendo más tú, más cómodo. Nunca obligación, porque entonces pierdes tu esencia, la razón por la que estás aquí.
    No voy a pedirte el libro. No de momento ;)

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Ana. Si es verdad que esto va cogiendo su solera. Las obligaciones las dejamos para otros ámbitos y contextos. En cuanto al libro, cuando quieras: email y lo tienes.
      Un abrazo.

      Eliminar
  14. Ya tengo el libro en mi poder, en cuanto lo lea que no será de aqui a mucho tiempo te digo que me parece.
    De nuevo muchisimas gracias.
    Un abrazo.
    Pura.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya, funciona bien correos. Lo envié el sábado. Ya me contarás, pero en plan confidencial, eh, que no deja de ser un trabajo de aficionado.

      Eliminar
  15. Felicidades Gerardo, primero por tus dos años de blog y después por haber quedado segundo en un ¡concurso de novelas! (por muy corta que sea, eso es muy difícil). Te "conozco" desde hace poquito pero es un placer leer tus textos y tus reseñas. Yo abrí mi blog hace unos meses (en septiembre un año) y lo hago por entretenimiento y diversión también. A mí me está resultando una experiencia un poco agotadora pero también inolvidable (dure lo que dure).
    Te reitero mis felicitaciones y un abrazo muy fuerte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Ziortza. El mundo bloguero suele ser acogedor para lectores y escritores, en parte porque nos hace sentir menos aislados. Es extraño tener alrededor tanta gente con la que compartir esa afición que al menos en mi caso, es ejercida en mi entorno en casi total soledad.
      Seguimos leyéndonos.
      Un abrazo.

      Eliminar
  16. Felicidades, Gerardo. Llegada a mí, la leeré con todo cariño.
    No suelo entrar mucho, pero a veces lo hago para ver ciertos blogs exclusivamente, y el tuyo es uno de ellos. Me apaño mal con el nuevo G+ que de hecho ya ni me reconoce. Buena entrada. Un abrazo. Gracias de veras.

    ResponderEliminar
  17. Respuestas
    1. A mí tampoco me gusta el nuevo Google. Parece que la empresa se esmera en lo que da dividendos y el resto... En breve tendrás mi libro, es una obra amateur, pero hecha con todo el cariño. Siempre digo lo mismo, jaja. En serio, espero que te guste.
      Un abrazo.

      Eliminar
  18. ¡Gerardo! Muchísimas felicidades por estos dos años de Varado en la llanura. Para mí tu blog ha sido todo un descubrimiento, pues me has aportado muchísimo en varios sentidos: tanto a la hora de decidir qué libros leer (me encanta tu humildad por no considerarte experto, pero lo cierto es que escribes unas reseñas buenísimas, con mucho valor), como en tu bellísima forma de escribir literatura. Es un verdadero placer leerte y, sin duda, tu blog es todo un referente para mí. También me emociona tu generosidad; regalar tu libro me parece un detalle precioso. Creo que no voy a poder resistirme a escribirte para que me lo mandes, porque tengo el convencimiento de que me va a encantar. ¡Un besazo enorme y a seguir mucho años más, Gerardo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya cantidad de elogios, ¡muchas gracias! Precisamente te llevas el último ejemplar. Te lo preparo en un periquete, además mañana tenía que ir a correos. Espero no defraudarte.
      Un abrazo y nos seguimos leyendo.

      Eliminar